Los rusos desafían el miedo para acudir en masa al funeral de Navalni

Moscow (Russian Federation), 01/03/2024.- People arrive to the Church of the Icon of the Mother of God, ahead of the upcoming funeral of late Russian opposition leader Alexei Navalny, in Moscow, Russia, 01 March 2024. Outspoken Kremlin critic Navalny died aged 47 in an arctic penal colony on 16 February 2024 after being transferred there in 2023. The colony is considered to be one of the world'Äôs harshest prisons. (Rusia, Moscú) EFE/EPA/SERGEI ILNITSKY

Miles de rusos participaron este viernes en el funeral del líder opositor Alexéi Navalni, pese a las estrictas medidas policiales y las advertencias de las autoridades sobre las consecuencias de participar en actos no autorizados.

“Navalni era la conciencia de la nación. Y aunque tengo miedo, he elegido la conciencia sobre el miedo y por eso estoy aquí”, dijo a EFE Svetlana, de 65 años, para quien el legado del opositor, que tenía 47 años, “no morirá”.

Otro moscovita aseguró que Navalni “era buena persona y no solo buen político”. “La gente le seguía porque no solo decía la verdad sino que creía en lo que decía”, afirmó.

Vista del féretro con el cuerpo de Navalni, durante su funeral hoy en Moscú. (EFE)

Yulia: gracias por 26 años de felicidad absoluta

Yulia, se despidió este viernes de su marido con un mensaje en X, ante la imposibilidad de acudir al entierro, y le agradeció por los “26 años de felicidad absoluta” que tuvieron juntos.

“Gracias por 26 años de felicidad absoluta. E incluso durante los últimos tres años de felicidad (cuando Navalni estuvo en prisión). Por tu amor, por tu apoyo, por hacerme reír incluso desde la cárcel, por pensar siempre en mí”, escribió Naválnaya desde el exilio.

“No sé cómo vivir sin ti, pero intentaré que allí, arriba, seas feliz y estés orgulloso de mí”, agregó.

Yulia se mostró convencida de que volverá a ver a su marido “algún día”.

Políticos y diplomáticos acuden al funeral

Entre las personalidades que acudieron a los funerales se encontraban Yevgueni Roizman, exacalde de la ciudad de Yekaterimburgo, en los Urales, así como algunos diplomáticos extranjeros, incluidos los embajadores de Estados Unidos, Alemania y Francia. 

A la despedida de Navalni en una iglesia en el sureste de la capital rusa también se acercó Boris Nadezhdin, aspirante a la Presidencia rusa, vetado recientemente por la Comisión Electoral de este país. 

“La gente tiene miedo, pero quiere superarlo”, dijo a EFE el político opositor. 

Nadezhdin aseguró que la muerte de Navalni es “un suceso trágico para millones de rusos que le apoyaban”.

“Teníamos un objetivo en común, que la democracia triunfase en Rusia y que Rusia se convierta en un país normal”, aseguró.

Decenas de personas en el exterior de la Iglesia del Icono de la Madre de Dios, en Moscú, esperaban la llegada del féretro del opositor ruso Alexei Navalny, para su funeral. 

Gran despliegue policial

La despedida de Navalni tuvo lugar entre estrictas medidas de seguridad y un despliegue policial sin precedentes en el barrio de Mariino.

Tanto junto al templo, donde estaba instalada la capilla ardiente, como en el cementerio, se instalaron vallas metálicas y un fuerte dispositivo policial.

Además, en las farolas del cementerio se colocaron múltiples cámaras de vigilancia y otros dispositivos que pueden servir como inhibidores de señal de internet y telefonía móvil. 

Los miles de seguidores de Navalni esperaban pacientemente con flores en manos la llegada del féretro y cuando el cuerpo del político era introducido en la iglesia comenzaron a corear su nombre.

Posteriormente, se pudieron escuchar gritos pacifistas como “Tú no tenías miedo, y nosotros, tampoco” y “No a la guerra”.

Tras el velatorio en la iglesia, que duró poco más de media hora, sin que la mayoría de los congregados pudiera acceder al interior del templo, el cuerpo del político fue trasladado al cementerio de Borísovo para su entierro.

Con información de EFE