Israel y Hamás inician último día del alto el fuego en medio de presiones para extenderlo

Israel y Hamás entraron este lunes en el último día previsto de un alto el fuego de cuatro días, con expectativas de que Israel libere a más prisioneros palestinos y Hamás a más rehenes, en medio de un impulso para extender la tregua.

Hamás ha indicado que ampliaría el acuerdo, mientras que el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, reiteró el domingo que Israel acogería con agrado una extensión que incluyera la liberación de 10 rehenes más por día.

El acuerdo inicial, que entró en vigor después de seis semanas de guerra, incluía que Hamás liberara a 50 rehenes, Israel a 150 prisioneros palestinos y una pausa en los combates.

Naciones Unidas dijo el domingo por la noche que un total de 39 israelíes, 117 palestinos y 19 extranjeros habían sido liberados.

Estados Unidos, Egipto y Qatar se encuentran entre los que abogan por una extensión después de trabajar para asegurar el alto el fuego de cuatro días.

“Ese es mi objetivo, ese es nuestro objetivo, mantener esta pausa más allá de mañana para que podamos seguir viendo salir más rehenes y enviar más ayuda humanitaria a los necesitados en Gaza”, dijo el domingo a los periodistas el presidente estadounidense Joe Biden.

Israel y Hamás inician último día del alto el fuego en medio de presiones para extenderlo

Biden también celebró la liberación de una niña israelí-estadounidense de 4 años cuyos padres murieron en el ataque de Hamás contra Israel el 7 de octubre.

La niña, Abigail Edan, estaba entre los 14 israelíes y tres extranjeros entregados al Comité Internacional de la Cruz Roja por Hamás en el tercer día de la tregua.

La Casa Blanca dijo en un comunicado que Biden y Netanyahu hablaron sobre la liberación de rehenes en una llamada telefónica el domingo y que discutieron la pausa en los combates y el aumento de asistencia humanitaria adicional a la Franja de Gaza.

La tregua temporal es la primera interrupción del conflicto desde que Hamás, en un ataque sorpresa contra Israel el 7 de octubre, mató a 1.200 personas y tomó alrededor de 240 rehenes. Israel, a su vez, prometió eliminar a Hamás y bombardeó Gaza con ataques aéreos y una ofensiva terrestre que, según funcionarios palestinos, ha matado a más de 14.000 personas, alrededor del 40 % de ellas niños.

La oficina de Netanyahu publicó un video del primer ministro visitando la Franja de Gaza, donde habló con las tropas israelíes.

“Estamos haciendo todo lo posible para devolver a nuestros rehenes y, al final del día, los regresaremos a todos”, dijo Netanyahu.

También reiteró que Israel planea perseguir el objetivo de eliminar a Hamás para garantizar que el grupo militante no pueda atacar a Israel en el futuro.

Si bien el alto el fuego con Hamás parecía mantenerse, el Ministerio de Salud palestino dijo que las fuerzas israelíes mataron a tiros al menos a seis palestinos durante la noche en Cisjordania.

Leer también:Benjamín Netayahu entró a la Franja de Gaza por primera vez desde que estalló la guerra con Hamás

La pausa en los combates ha permitido que llegue un aumento de la ayuda humanitaria a Gaza, donde, según la ONU, se estima que 1,7 millones de personas (alrededor de las tres cuartas partes de la población) están desplazadas.

La Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios dijo el domingo por la noche que el gas para cocinar llegó a Gaza pero que la cantidad aún estaba muy por debajo de lo que la gente necesita.

La agencia también continuó describiendo “hacinamiento y malas condiciones sanitarias” en los refugios administrados por la ONU donde se alojan la mitad de los que se vieron obligados a abandonar sus hogares por el conflicto.

Con información de El Universal