Inicio Deportes Orden de ingreso en prisión en España para Lucas Hernández jugador...

Orden de ingreso en prisión en España para Lucas Hernández jugador del Bayern Múnich

El Juzgado de lo Penal Nº32 de Madrid le cita para que el 19 de octubre se persone para elegir el Centro Penitenciario. Condena de 6 meses. Tiene antecedentes.

Leer También: Otro paso atrás de Sergio Ramos

Exclusiva del Diario ASEl Juzgado de lo Penal número 32 de Madrid ha ordenado el ingreso en prisión de Lucas Hernández, jugador del Bayern Múnich que recientemente se ha proclamado campeón de la Nations League con la selección francesa y que anteriormente fue jugador del Atlético de Madrid.

La diligencia de ordenación fue dictada por la Administración de Justicia el pasado 14 de septiembre. En dicha diligencia se cita a “don Lucas François Bernard Hernández para que comparezca en este Juzgado el próximo día 19 de octubre de 2021, a las 11:00 horas, a fin de ser requerido personalmente para que en el plazo de diez días ingrese voluntariamente en el centro Penitenciario de su elección”. Lucas está condenado a seis meses de prisión y no fue atendido su recurso al no ser un delincuente primario; es decir, al tener antecedentes penales.

Los hechos se remontan al 3 de febrero de 2010. Lucas Hernández, entonces jugador del Atlético de Madrid, protagonizó junto a su mujer, Amelia de la Osa Lorente, un delito de maltrato en el ámbito familiar en plena calle. Entonces, un juzgado de Madrid condenó a ambos a 31 días de trabajos comunitarios y les impidió acercarse o comunicarse por cualquier medio durante seis meses, lo que comúnmente se conoce como una orden de alejamiento.

A pesar de esas condenas (tanto a él como a ella), ambos decidieron irse juntos de luna de miel. A la vuelta del viaje, de novios a la 9:30 del 13 de junio,   ambos fueron sorprendidos en el filtro de entradas del aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas tras aterrizar en un vuelo procedente de Miami.

Lucas fue detenido y puesto a disposición del Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 3 de Madrid, que posteriormente lo dejó en libertad. Amelia fue identificada pero no detenida, pues el juzgado aún no la había notificado la orden de alejamiento.

Posteriormente, la Fiscalía solicito un año de prisión para Lucas, al entender que el futbolista quebrantó la condena de alejamiento.

El Juzgado de lo Penal número 35 de Madrid condenó a Lucas a seis meses prisión como autor responsable de un delito de quebrantamiento de condena del artículo 468.2 del Código Penal. En los hechos probados de esta sentencia se establece que Lucas «consciente de la prohibición de acercarse a menos de 500 metros de su pareja sentimental dictada en condena, plenamente vigente y con pleno desprecio hacia la misma, se encontraba en compañía de A. S. L. en el aeropuerto de Adolfo Suárez –Barajas de Madrid, procedente de Miami’, desde donde habían viajado juntos.

Fuentes consultadas por AS aseguran que, de haber regresado ambos en vuelos distintos, no hubiera habido quebrantamiento e condena, pero sí al hacerlo juntos en un mismo vuelo.

Los abogados de Lucas solicitaron la suspensión o sustitución de la condena por trabajos en beneficios de la comunidad, pero el recurso les fue denegado puesto que ya inicialmente Lucas había incumplido los 31 días de trabajo que le fueron impuestos en 2017.

Hay que recalcar que la causa por la que ahora se solicita el ingreso en prisión de Lucas Hernández no es por aquel altercado inicial con su actual mujer, sino por haber desobedecido una orden dada por un juez, por lo que ahora es la Administración de Justicia la que va en contra del jugador. 

La defensa de Lucas ha presentado recurso de Apelación contra aquella sentencia y será la Audiencia Provincial la que lo estime o desestime. En cualquier caso, Lucas debe estar personalmente en Madrid el día 19 de octubre para que, en el plazo de diez días, elija Centro Penitenciario donde ingresar.

Como el caso ya está resuelto no se puede pedir aplazamiento, si bien es posible que la Audiencia estime el recurso y dicte que Lucas no debe ingresar en prisión o que ingrese en prisión y sea puesto en libertad a los pocos días.

Conforme al actual marco normativo, en sede ejecutoria penal, una vez los juzgados deniegan una medida alternativa al ingreso en prisión, el penado ingresa y, en caso de ser estimado el recurso, es excarcelado.

A todo esto, tal y como pudo saber AS, el Bayern de Múnich no tenía conocimiento de esta causa hasta este mes de octubre, aunque al jugador le fue notificado mucho antes

Diario AS

Salir de la versión móvil