Inicio Deportes NBA: Los Heat de Miami le roban la cartera a los Celtics...

NBA: Los Heat de Miami le roban la cartera a los Celtics de Boston

Miami logra un triunfo improbable sin Jimmy Butler sobre la pista gracias a sus 19 robos de balón en equipo y el gran papel de Bam Adebayo (31 puntos).

Leer También: Florentino Pérez presidente del Real Madrid le respondió a Kylian Mbappé: Qué te vaya bien!

El conjunto floridense se adelanta 2-1 en la serie y recupera el factor cancha después de fundir a Boston en ataque en el primer tiempo y luego aguantar en defensa.

En un encuentro plagado de juego físico, moratones y lesiones, los locales intentaron sin éxito remontar una desventaja que llegó a ser de 26 puntos.

Los Miami Heat se llevaron una trabajada victoria de supervivencia contra los Boston Celtics en el TD Garden, que rugió en la segunda mitad ante el intento de remontada épica de los locales, castigados por un reguero inasumible de pérdidas (24) y una mala noche de baloncesto de su estrella, Jayson Tatum. El complicado triunfo del conjunto floridense por 103-109, que les adelanta 2-1 en las Finales de la Conferencia Este de la NBA, se fraguó en una primera mitad fulgurante desde el perímetro combinada con el dominio de Bam Adebayo en la pintura y la intensidad defensiva del equipo, capaz de registrar 19 robos de balón en el partido, un reluciente récord de la franquicia.

Adebayo, que en los dos primeros partidos de la serie apenas había lanzado 10 tiros a canasta para anotar 16 puntos, fue la piedra angular en ataque para Miami con 31 puntos, 10 rebotes, 6 asistencias, 4 robos y un tapón en una serie de 15 de 22 en tiros de campo. Su agresividad en la pintura descolocó a la defensa de Boston, que echó de menos el físico de Robert Williams, baja de última hora. Los espacios generados por el pívot llevaron a un inicio eficaz en el perímetro para el conjunto visitante, que se escapó 18-39 en el primer cuarto después de enchufar 7 de 9 triples intentados.

Aunque después se enfriaron, los Heat no claudicaron en ningún momento en defensa, centrando sus esfuerzos en un Jayson Tatum incapacitado durante el transcurso de la feroz batalla. La estrella de Boston se borró como ya hizo contra Milwaukee en la anterior eliminatoria y tan solo pudo acumular 10 puntos en una pobre serie de tiro (3-14 TC; 1-7 3P). Además, dio el susto tras recibir un golpe en el hombro derecho que le llevó a los vestuarios a falta de cinco minutos. Al más puro estilo de Paul Pierce y su célebre silla de ruedas, Tatum volvió al cabo de unos minutos pero no pudo transformar esa épica en resultados tangibles para su equipo.

Sí que lo logró Victor Oladipo para los Heat, que vieron como Jimmy Butler se retiraba al descanso lesionado con una inflamación en la rodilla derecha que le está dando dolores de cabeza desde la primera ronda de playoffs. El reserva de lujo de Erik Spoelstra dio un recital defensivo conteniendo las acometidas de Tatum y robándole la cartera en cuatro ocasiones. A pesar de que en ataque no estuvo fino, sus 20 minutos en la segunda parte marcaron la resistencia de Miami.

Tras marchar al descanso 47-62 arriba (+15), los Heat parecían tener el choque controlado con otro festival de parciales abultados que les llevó a ganar por una ventaja máxima de 26 puntos (20-46) en el segundo cuarto. En una eliminatoria de grandes ventajas, Miami empezó ganando de 25 puntos el tercer cuarto del partido inaugural. Luego, los Celtics respondieron ganando por 25 tantos la primera mitad del segundo asalto y, anoche, los Heat quisieron responder con la misma medicina.

Jaylen Brown dijo que no a la derrota abultada y con un partidazo de 40 puntos mantuvo vivos a los suyos. Su agresividad contrastó con la retirada de Tatum, que dio paso al carácter de Al Horford (20 puntos y 14 rebotes) y Marcus Smart (16 tantos y 7 asistencias), los únicos capaces de encender al público del TD Garden.

Smart, antes de que lo emulara Tatum, se fue a los vestuarios después de lamentarse a gritos de una torcedura de tobillo nada más arrancar el tercer cuarto. Después de unos minutos desaparecido, volvió por el túnel ante el subidón de los aficionados al más puro estilo Hollywood. Él si que proporcionó una chispa de energía al equipo con un triple nada más volver que arrancó un parcial que les situó por primera vez a menos de 10 puntos.

Entonces apareció de nuevo Adebayo, una y otra vez, para contestar a los momentos más críticos de Miami, que en el último cuarto padeció un parcial de 20-6 que puso a los locales al borde de la remontada (92-93, a 2:30 del final). Max Strus (16 puntos), con un triple demoledor, rompió el viento favorable para Boston y reanimó a unos Heat que ganaron sin Butler y sin Tyler Herro (8 puntos y 4-15 TC), también dolido de una pierna y resguardado en el banquillo en el cuarto definitivo.

Entre tanta épica y tanas lesiones, la presencia de Kyle Lowry (11 puntos, 6 asistencias y 4 robos) sobre la pista pareció una anécdota a pesar del enorme esfuerzo del base, que forzó su gemelo dañado yendo y viniendo de la bicicleta estática al mando de operaciones sobre la pista. Su experiencia de campeonato se notó tanto en el primer tiempo como en el tramo decisivo que cerró la victoria visitante, todo un golpe encima de la mesa.

«Siento que he dejado colgado a los chicos esta noche. Es culpa mía. Seis pérdidas y ninguna canasta en la segunda mitad, eso es inaceptable», reconoció Tatum tras el encuentro. No fue el único que hizo autocrítica en Boston. Hasta Brown, capaz de anotar un 70% de sus tiros de campo, se centró en sus errores: «Hice un trabajo de mierda a la hora de cuidar el balón». Horford, una voz muy escuchada, fue también cristalino: «Ellos han salido a luchar, nosotros, por una razón que no me explico, no hemos sentido la misma urgencia».

Celtics (103): Tatum (10), Horford (20), Theis (1), Smart (16), Brown (40).

Banquillo: Williams (10), White (0), Pritchard (3), Kornet (0), Morgan (0), Fitts (0), Nesmith (0), Stauskas (3).

Heat (109): Tucker (17), Butler (8), Adebayo (31), Lowry (11), Strus (16).
​Banquillo: Martin (8), Dedmon (0), Vincent (3), Herro (8), Oladipo (5), Robinson (2).

Parciales: 18-39 / 29-23 / 25-25 / 31-22

Árbitros: James Capers, Curtis Blair, James Williams

Incidencias: Tercer partido de las Finales de la Conferencia Este en la NBA disputado en el TD Garden de Boston ante 19.156 espectadores. El balance de la eliminatoria es 2-1 favorable a Miami.

Mundo Depórtivo

Salir de la versión móvil