Publicidad
Inicio Deportes LaLiga de España: Los jóvenes del Real Madrid hacen olvidar a Benzema...

LaLiga de España: Los jóvenes del Real Madrid hacen olvidar a Benzema goleando al Mallorca 4-1

El futuro ya está aquí.

Valverde, Vinicius, Rodrygo y Rüdiger saltan el cerrojo del Mallorca en un concurso de golazos. El equipo de Aguirre se hundió al final.

Leer también: LaLiga de España Cádiz 0 – Barcelona 4: Goleada con susto incluído

Aunque si se mira al marcador parecerá lo contrario, se le van a hacer largas al Madrid las ausencias de Benzema por la falta de uniformidad en el equipo: el centro del campo es de acero y el ataque, de paja sin el francés, sálvese Rodrygo y el que pueda. Lo de Hazard en Glasgow fue flor de un día, con el viento de cola a favor. Lo de Rodrygo, un magnífico analgésico, pero llegando desde atrás. Mariano está de oyente. Y cerrojos como el del Mallorca van a abundar en esta Liga. Así que casi todas las salidas están en Vinicius, la graciosa majestad de este equipo. Falta por determinar si es más habilidoso que tozudo o viceversa. Lo cierto es que tras estrellarse durante un tiempo ante Maffeo acabó triunfando por insistencia, su vitamina. Otro gol suyo, en sociedad con el magnífico Rodrygo, sacó de un lío al líder.

Kroos o Modric, los centrocampistas inoxidables, para los partidos de medio pelo y los dos para los de máxima exigencia. Ese parece el plan de Ancelotti, que no se atreve a prescindir de ambos en un mismo partido pero que pretende alargar aún más su impresionante carrera. Los hay más físicos pero no los hay mejores. Ante el Mallorca acompañó al alemán de Valverde y Ceballos, lo más parecido a Modric en el grupo, y le dio descanso a Tchouameni, el único mediocentro puro de la plantilla pero que no puede jugarlo todo. Un centro del campo poco blindado ante la previsión de un Mallorca atornillado en su campo.

Sin embargo, el inicio fue por otro lado. A los 35 segundos Muriqi, ese carro de combate que lidera el equipo balear, arrancó en posición al borde de la legalidad, le despachó un sombrero a Rüdiger y obligó a la primera parada de Courtois. Si el Madrid salía con medio nueve, Hazard, el Mallorca ponía nueve y medio, el kosovar, uno de esos delanteros que siempre busca pelea. “Intento estar enfadado en el campo porque eso molesta a los defensores”, confiesa para explicar esa pose tan pendenciera que le define.

Lo cierto es que el Mallorca se resistió al asedio en los primeros minutos, pero acabó resignándose a él. En ese juego se manejan bien los equipos de Aguirre porque no echan de menos la pelota: defienden y esperan. La paciencia propia acaba con la paciencia ajena.

Frente a ese paredón el Madrid murió a menudo antes de llegar al área. Puestos a elegir, prefiere la transición porque gran parte de sus atacantes están hechos para ella. Fundamentalmente Vinicius, esta vez cara a cara ante el mejor futbolista del Mallorca, Maffeo, un hueso. En la primera mitad le sacó tarjetas a Mendy y Valverde.

Muriqi, fuerza aérea

Así, entre el aperitivo y la sobremesa, el Madrid hubo de conformarse con remates lejanos para justificar su dominio: Ceballos, Valverde, Rodrygo, Kroos, Vinicius… Aquella pirotecnia no intimidó al Mallorca ni alteró su plan, cimentado en cerrarse mucho por el centro, consciente también de que el Madrid jugaba sin nueve. Solo Rodrygo, ese delantero con silenciador, era capaz de infiltrarse en aquella marea roja esporádicamente. En una de sus diagonales a punto estuvo de superar a Rajkovic. En los espacios reducidos es más astuto que Vinicius.

El partido se le empinó aún más al Madrid cuando el Mallorca se vio por delante por el lado que se esperaba. La zurda de Kang-in Lee puso una falta lateral en el segundo palo y Muriqi, la fuerza aérea, le ganó dos metros a Mendy y marcó de cabezazo cruzado. El Mallorca, definitivamente, caza en pareja: Kang-in Lee y Muriqi, poli bueno, poli malo.

En ese zarzal que preparó el Mallorca quedó muy enredado Hazard, al que la austeridad del Madrid en el mercado le ofrece una refundación (nuevo tobillo, nuevo estatus, nuevo puesto). Pero nueve se nace y no es el caso del belga, que derivó siempre en mediapunta, lo que en realidad es. El equipo de Ancelotti andaba nublado cuando de ahí le sacó Valverde con una de las jugadas de esta Liga. Cogió el balón a 70 metros de Rajkovic y emprendió la aventura. Nadie se le ofreció y nadie pudo pararle. A base de pulmones llegó al borde del área balear y metió un izquierdazo imparable. Un gol mayúsculo para revitalizar al Madrid.

Vinicius más Rodrygo

El tanto acuarteló aún más al Mallorca y convenció a Ancelotti de que cuanto menos tiempo pase sin Modric mejor le irá al equipo, pero Ceballos se había ganado al Bernabéu por su dedicación y sacrificio. Así que el italiano retiró a Hazard, dejó en punta a Rodrygo y mandó a la banda a Valverde. Al Madrid le quedó un centro del campo de seda. Y al Mallorca, de brega, porque Aguirre retiró a los tres que empezaron para aguantar ese dominio abusivo de los blancos. Uno de los recién llegados, Antonio Sánchez, perdonó el 1-2: sucedió casi en el punto de penalti y sin oposición, pero la echó fuera.

Rodrygo, en el momento de hacer el 3-1.

La cosa fue enfriándose. Lucas Vázquez se lesionó. Ceballos se marchó. El Madrid empezó a perder la fe. Pero al equipo le salvó otro golpe de samba. Rodrygo, que tuvo un final apoteósico, se abrió paso al galope por el centro, al borde del área le pasó la pelota a Vinicius, que con un golpe de cadera evaporó a Valjent y con un toque sutil de exterior dejó sin efecto a Rajkovic. La definición de un especialista con la pericia de un extremo. Estamos ante un futbolista incontenible al que un día se tomó a broma. De aquello hoy solo queda su sonrisa de satisfacción. Luego Rodrygo abrochó su partidazo con un estupendo eslálom para certificar que los goles (incluido el postrero de Rüdiger) estuvieron por encima del partido.

Cambios

Iddrisu Baba (52′, Rodrigo Battaglia), Luka Modric (58′, Eden Hazard), Antonio Sánchez (58′, Íñigo Ruíz de Galarreta), Clément Grenier (58′, Dani Rodríguez), Nacho (58′, Ferland Mendy), Eduardo Camavinga (68′, Dani Ceballos), Daniel Carvajal (70′, Lucas Vázquez), Abdón Prats (77′, Vedat Muriqi), Lago Junior (77′, Lee Kang-In)

Goles

0-1, 34′: Muriqi, 1-1, 47′: Federico Valverde, 2-1, 71′: Vinicius Junior, 3-1, 88′: Rodrygo, 4-1, 92′: Rüdiger

Tarjetas

Arbitro: Jorge Figueroa Vázquez
Arbitro VAR: David Medié Jiménez, Diego Barbero Sevilla
Nastasic (15′,Amarilla) Pablo Maffeo (24′,Amarilla) Ferland Mendy (24′,Amarilla) Federico Valverde (34′,Amarilla) Raíllo (38′,Amarilla) Alaba (80′,Amarilla) Valjent (84′,Amarilla) Antonio Sánchez (85′,Amarilla)

Diario AS

NO DEJES DE LEER

Arranca en Barquisimeto gran ofensiva de limpieza

Con una inversión que supera el 1. 400 mil 200 bolívares y 150 empleados para atender a 45 comunidades a la ciudad...

Inician las clases en todo el país

El anuncio fue hecho por Nicolás Maduro en un acto educativo previo al inicio de clases pautado para el lunes 3 de...

Lula y Bolsonaro se enfrentarán en segunda vuelta en Brasil tras una votación más ajustada de lo previsto

Brasil, la mayor democracia de América Latina, elegirá a su próximo presidente en segunda vuelta después de que ningún candidato alcanzara este...

Elecciones en Brasil: Avanza el conteo en unos comicios históricos marcados por la polarización entre Bolsonaro y Lula

Brasil, la mayor democracia de América Latina, celebró este domingo unos comicios históricos marcados por la extrema polarización y las dudas sobre...