El Bono de Reyes, promovido por el Gobierno nacional, es un instrumento útil de lucha en contra de la guerra económica.

Así lo consideró el joven trabajador Andrés González, que estuvo este jueves en Santa Rosa, pueblo situado entre las ciudades de Barquisimeto y Cabudare, visitando el nicho de la virgen Divina Pastora.

«El Bono de Reyes es un instrumento útil de lucha creado por el presidente Nicolás Maduro, para combatir la guerra económica», aseveró González, que recibió en diciembre el Bono Navideño, otro de los instrumentos de lucha, aprobado a finales de 2016 por el Jefe de Estado, y que consistió en un bono de 500.000 bolívares, entregado a 4.000.0000 de familias venezolanas a través del Carnet de la Patria.

El Bono de Reyes es un apoyo económico similar, que será entregado a 8.000.000 de familias a través del mismo Carnet de la Patria, ideado por el Gobierno revolucionario para fortalecer la atención social del pueblo venezolano.

Yoriel Cortez es Jefe de Brigada del Movimiento Somos Venezuela del sector Santa Rosa Abajo. «La receptividad de la comunidad de nuestro sector ha sido muy positiva», aseveró Cortez, en la planta baja del bulevar del pueblo de Santa Rosa, donde estuvieron este viernes integrantes de ese movimiento social, postulando a los interesados para el Bono de Reyes través del Carnet de la Patria.

Para estos fines tenían dispuesto un «teléfono inteligente» para el escaneo del código QR del Carnet de la Patria, para todas aquellas personas que no tienen teléfono Android o que no tienen teléfono celular.

También inscribieron a adultos mayores que no han recibido pensión y que aspiran a obtener una de las 200.000 nuevas aprobados por el Jefe de Estado.

Ese es el caso de Rafael Durán, un larense de 60 años y que tiene como oficio el trabajo de construcción. «Vine con el propósito de escanear mi carnet, con aspiraciones a obtener la pensión», dijo Durán.

No obstante, agregó que «aproveché para también escanear el carnet, a los fines del Bono de Reyes. Vamos a ver si pego un doblete», dijo el hombre con una sonrisa pícara haciendo referencia al término del béisbol cuando se consiguen dos bases.

Y lo dijo colocando las manos como si tuviera un bate en sus manos. «Pero para ser sincero -agregó, ahora serio- consiguiendo la pensión voy más que bien. Para mi sería un ‘hit’ de oro, un batazo para ganar el partido».

Información de: AVN