Inicio Tecnología Cómo acceder a los contenidos adultos de forma más segura

Cómo acceder a los contenidos adultos de forma más segura

Consejos sencillos y útiles para que la experiencia sea más segura

Contenido Adulto

No es nuevo que la pandemia haya agitado las emociones de la gente. Los psicólogos y sexólogos que mejor entienden las necesidades y abstinencias de las personas, y a lo que estamos sometidos durante el periodo de cuarentena, ya han dicho que algo ha aumentado el consumo de pornografía, y han planteado debates sobre el sexo de pago con escorts independientes en Cúcuta.

Como seres humanos, tenemos la necesidad de tener contacto y conexiones para la salud física y mental. Y con la pandemia, la gente se vio privada de ello y la forma tradicional de consumir contenidos sensuales y para adultos cambió, acelerando así el cambio hacia una presencia en línea que ya se estaba produciendo desde el principio.

Contenido Adulto

Pero, ¿qué ha cambiado en el comportamiento de los consumidores?

Flexibilidad de horarios

Trabajando desde casa y sin necesidad de pasar parte del día en el transporte -el trayecto entre casa y el trabajo, por ejemplo-, las personas ganan más «tiempo libre» para dedicarse a sí mismas, para descubrir una nueva afición, cocinar nuevas recetas o -por qué no- explorar su sexualidad.

Noches más tranquilas, más tiempo para navegar

Con el estado de alarma y/o confinamiento, las personas se encontraron con noches más tranquilas, lo que indica que, al estar en casa, el compromiso con el mundo virtual se convirtió en una forma de distracción, sustituyendo las actividades con las que podrían haber estado comprometidos anteriormente por sexo online con escorts de Cuernavaca bien calientes.

Sentimientos de soledad y angustia

En medio de todos los cambios de la realidad que se exponen, no es raro que las personas empiecen a desarrollar sentimientos negativos. La soledad, los escenarios de incertidumbre, el miedo al cambio de las noticias casi diarias, pueden ser facilitadores de la aparición de patologías como la depresión, por ejemplo. 

Y según los estudios, precisamente quienes se sienten solos o deprimidos suelen ser los que declaran un mayor deseo de buscar pornografía.

Con el paso de los años y el aumento masivo del alcance tecnológico, los profesionales del mercado adulto comenzaron a personalizar y vender más contenidos digitales. Las mujeres kinesiólogas de Lima independientes reciben millones de visitas cada día, y proporcionan entretenimiento a mucha gente.

La pandemia no hizo más que acelerar este proceso, poniendo de relieve un nicho que también se ha visto realmente aumentado, que es el de los contenidos eróticos exclusivos.

¿Y qué es ese contenido erótico exclusivo?

Pues pueden ser muchas cosas, fotos, vídeos, llamadas en directo, podcasts de sexo y audios eróticos. Hay un abanico de opciones, y los contenidos se personalizan para adaptarse a los gustos más variados.

Los profesionales que crean estos contenidos explican que la idea surgió de la necesidad de mantener el nivel económico y los ingresos constantes sin tener que exponerse a riesgos saliendo de casa.

Contenido Adulto

Como ejemplo, en Onlyfans (conocido servicio de contenidos por suscripción con sede en Londres), los creadores de contenidos para adultos pueden ganar dinero suscribiendo a los usuarios a sus contenidos privados en sus páginas web y enviando el material directamente desde su casa.

Se trata, por tanto, de una forma de trabajo autónoma y flexible, y que tiene un rendimiento económico satisfactorio.

Sin embargo, un detalle que muchos siguen pasando por alto es la seguridad del propio contenido, hablando del acceso a la página web.

Siempre que se acceda a contenidos para adultos, es recomendable ser consciente de que se trata de un espacio web con una gran exposición a virus y malware, por lo que sería recomendable tener cierto cuidado aunque el peligro que se encuentra en los sitios porno no es muy diferente al del resto del Ciberespacio. 

Hay aquí algunos consejos sencillos y útiles para que la experiencia sea más segura:

  • -Asegurarse de instalar y comprobar periódicamente todas las actualizaciones de los sistemas operativos y de los navegadores con prontitud y sólo de fuentes oficiales. 
  • -Evitar hacer clic en enlaces sospechosos y no sentirse tentado por los banners. También hay que tener especial cuidado con los enlaces y archivos enviados por correo electrónico. Por ello, es aconsejable comprobar la fiabilidad antes de hacer clic.
  • -Configurar un software antivirus, por ejemplo. Eso también puede ayudar, especialmente si algún malware intenta invadir el ordenador y robar archivos e información.
  • -Asegurarse de borrar siempre el navegador, es decir, básicamente borrar el historial de navegación y las cookies (la información puede guardarse ahí y enviarse a otros sitios web -que sabrán más sobre las preferencias del usuario-), deshacerse de ellas para que se borre la información recogida.
  • -Navegar de forma anónima, los navegadores más conocidos en general ofrecen esa opción. Con ello, se bloquean las cookies de seguimiento, lo que impide el registro de información en el navegador. El método es bastante sencillo de utilizar y no implica la instalación de plugins.
  • -Eliminar la personalización de los anuncios. Al navegar por Internet es normal encontrarse con anuncios, incluso en las redes sociales, que muestran precisamente el producto o servicio que se estaba buscando, ¿verdad?  Esto sucede porque los navegadores almacenan cierta información del historial en el servidor, por lo que se recomienda explorar las posibilidades para evitar el uso de datos para la futura visualización de anuncios.

Como vemos, la cantidad y forma de uso del tiempo libre diario ha cambiado, abriendo un mercado más amplio a los profesionales de la creación de contenidos para adultos y a sus consumidores. También se están poniendo de manifiesto nuevas formas de explorar la sexualidad, y el mundo digital juega un papel importante en todo ello. Al acceder a más contenidos para adultos, hay una mayor exposición a los riesgos, por lo que aplicar algunos de los consejos dados es una forma de estar más seguro al usar Internet, tanto para los sitios web para adultos, como para cualquier sitio web al que se quiera acceder.