Testimonios de FE a la Virgen

108

Willianny Briceño cumple promesa de asistir a la procesión de la Virgen vestida de Pastora desde que tenía 4 años.

La Divina Pastora cumplió a su madre, la petición de sanarla y desde hace 6 años asisten a la peregrinación, padecía de leucemia y la madre le pidió a la Patrona que le cumpliera el milagro de sanar a su hija.

Briceño expresa “Me dan ganas de llorar cuando veo a la Divina Pastora”.

Como cada 14 enero, lista para salir a visitar a su pueblo, los ciudadanos se acercan para acompañarla y de esa manera agradecerle por favores concebidos o por promesas que esperan sean cumplidas.