Pacientes denunciaron en la ONU falta de tratamiento médico por bloqueo financiero

168

Durante el 41 período de sesiones del Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra, familiares de pacientes con enfermedades crónicas denunciaron las afectaciones que está generando el bloqueo financiero y económico impuesto por Estados Unidos a Venezuela.

Esta denuncia fue presentada por la Fundación Latinoamericana por los Derechos Humanos y el Desarrollo Social (FUNDALATIN), la cual realizó una conferencia a las delegaciones de los Estados miembros del Consejo, así como a organizaciones de derechos humanos, para mostrar los rostros de las víctimas que están en riesgo luego de que el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos impusiera un bloqueo económico y financiero contra PDVSA y Citgo.

PDVSA través de Citgo desarrollaba un programa de asistencia médica que beneficiaba a pacientes con cáncer u otras enfermedades crónicas, con el propósito de que pudieran recibir trasplantes de médula ósea o hepáticos, pero luego del bloqueo ejecutado contra ambas empresas dicho programa se ha visto interrumpido, ya que no ha sido posible seguir cancelando los recursos porque los bancos se niegan a ejecutar las transacciones financieras por temor a ser sancionados por el Departamento del Tesoro estadounidense.

Los pacientes que requerían trasplantes médicos eran enviados a Argentina, España, Estados Unidos, Italia, entre otros países, para garantizarles exámenes y tratamientos especializados bajo las más estrictas condiciones, lo cual era cancelado de forma gratuita por el Estado venezolano.

“Nosotros estamos viviendo en carne propia las sanciones económicas que se están imponiendo a Venezuela y estamos sumamente preocupados porque esta situación se nos agrava. Tenemos muchas necesidades que no podemos cubrir, tenemos mucho miedo de que los hospitales nos cierren las puertas. Los tratamientos que cumple mi esposo son sumamente costosos, tenemos una deuda con los hospitales demasiado grande y el servicio de ambulancias ya ha sido bloqueado por no tener cómo pagar”, relató Jinger Linares, esposa de Leomar González, paciente de trasplante de médula ósea que fue enviado a Italia en el año 2017.

Linares señaló que este programa de salud creado por PDVSA-Citgo está hecho para salvar vidas y exhortó a la comunidad internacional a condenar cualquier medida coercitiva ejecutada por Estados Unidos que afecte a la población venezolana, pretendiendo menoscabar su derecho a la salud y a la vida.

Los pacientes que fueron enviados a Argentina, además, han tenido que vivir la penosa situación de ser desalojados de los inmuebles donde estaban provisionalmente alquilados porque sus propietarios los sacaron a la calle con sus hijos enfermos.

UN