Hassan Pena es el cerrador del año en la LVBP

117

Hassan Pena repitió como Cerrador del Año y se convirtió en el único lanzador en la historia de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional, que consigue el galardón por cuarta oportunidad consecutiva.

“Alcanzar este logro es algo que no esperaba. Cuando vienes para acá no estás mentalizado en alcanzar cosas así. Uno lo que piensa es en ayudar a un equipo, ganar un campeonato y representar a Venezuela en la Serie del Caribe. Ese ha sido mi foco principal desde siempre”, comentó Pena, para quien lograr la hazaña es algo que ni el mismo se lo cree, ya que no está pendiente de las estadísticas.

El apagafuegos, logró 16 rescates durante la ronda regular de la actual contienda, lanzando para los Navegantes del Magallanes. De esta forma, elevó a cuatro sus campañas con 10 o más salvamentos, desde que debutó en la 2013-2014 con Águilas del Zulia.

Richard Garcés también consiguió cuatro premios Cerrador del Año, pero lo hizo en temporadas diferentes y nunca más de dos seguidas. El “Guapo” lo hizo con Aragua (1994-1995, 1995-1996) y Zulia (2006-2007, 2007-2008).

En 32 encuentros, Pena dejó marca de 1-2 y una efectividad de 2.59 al permitir únicamente 26 imparables (un solo jonrón), y nueve carreras merecidas, mientras que otorgó siete boletos y guillotinó a 32 rivales en 31.1 inning de labor para un WHIP de 1.053.

Una actuación que le valió 46 puntos, para superar por escaso margen a Arcenio León, de las Águilas, de acuerdo con la fórmula que aplica Numeritos Gerencia Deportiva, empresa encargada de organizar la votación para escoger a los mejores de cada campaña.

Tal vez el cubano, que salió de su país en 2005 en una lancha como ilegal, no pensó que la campaña 2016-2017 sería una de récords para su carrera, pero sus números y proyecciones indicaban que se encontraba en ese camino.

Durante la zafra 2014-2015, el serpentinero llegó a preservar 19 triunfos de la nave turca colocándose muy cerca de batir el récord del panameño Santos Hernández, que totalizó 21 salvados en la 1997-1998 con Pastora de Los Llanos. Este fue motivo de broma entre ambos, ya que Hernández fungió como coach del cubano en 2013, cuando coincidieron en la Liga Mexicana de Beisbol, con los Tigres de Cancún.

“Yo no sabía que él había jugado aquí. Nunca me comentó eso y me vine a enterar fue con los récords y me dije: ¿Santos Hernández? Pero si él fue coach mío en México. Lo llamé y me comentó que estaba muy contento por haber sido yo quien ha estado tras sus marcas. Siempre nos llevamos muy bien y en ese momento me dijo: ‘estuviste cerca, pero no me vas a romper (el récord)’”, recordó Pena.

Al año siguiente, en la campaña 2015-2016, dejó en el olvido la marca de su antiguo coach al superarlo por dos juegos salvados (23).

“Jugué en Cuba, Estados Unidos, Corea, Taiwán y Venezuela. La liga de acá es bien difícil. Muchos vienen pensando que es una liguita, pero para acá hay que venir preparado porque hay muy buenos bateadores. Este es uno de los mejores circuitos en las que he lanzado. Fácilmente, se podría decir que ésta es una liga Triple A, comparándola cuando jugué allá en Estados Unidos. Con los americanos estuve en todos los niveles, pero sigo diciendo que la de acá es una de las mejores”, aseguró el cerrador, quien además colocó su nombre junto a Hernández, como los lanzadores extranjeros con mayor cantidad de rescates (70) en los anales de la LVBP.

Información de: Nota de Prensa